Dale Dale – La reestructura no sale por las malas, ni por las peores

La reestructura no sale por las malas, ni por las peores
Ni con amenazas ni con acusaciones y probablemente ni con encarcelamientos políticos, ha logrado el gobernador Yunes Linares que le aprobaran la tan comentada reestructura de deuda pública del estado. Después de que tanto habían estado anunciando y aguantando para presentarla a la legislatura local, cuando ya estuviera todo “acordado” para ser aprobado, pero quedando en claro la incapacidad de negociación del actual gobierno, fue presentada la iniciativa, no fue aprobada y sólo se dedicaron los panistas a andar penando y lamentando el que la mitad de los diputados locales votaran en contra y la otra mitad a favor, quedándose a 9 votos de ser aprobada.
Contando con los votos a favor de todos los diputados del PAN y del PRD, ya que siguen en alianza y lo estarán para la elección que se avecina en Junio, algunos independientes o priistas, como lo son Vicente Benítez y Rodrigo García Guzmán votaron a favor, así como el multi color Gerardo Buganza y Sebastián Reyes Arellano también, dejando en claro que cree ilusamente Vicente Benítez y hasta Gerardo Buganza que pueden obtener el “perdón” o pasar desapercibidos sin que sean sometidos a proceso por las irregularidades en las que están involucrados, cuando que el día que quieran hacerlo lo harán y no habrá ni pacto, ni sumisión que valga.
Si no había el consenso legislativo, no se sabe qué fue lo que los hizo volver a meter en la orden del día para que se votara la reestructura que ya había sido retirada el 28 de febrero y se le habían hecho algunas observaciones que exigían los legisladores de oposición, como era que de esta renegociación de la deuda (es en la realidad sólo más deuda) no se les pagará lo que se les debe a los ayuntamientos, a lo cual nunca accedieron los priistas.
¿Nos preguntamos, qué con los banqueros no negociaron para que aceptaran la prorroga de más años para el pago de la deuda?
¿Y qué acaso no pidieron los bancos más dinero en intereses y comisiones, para dar más años de plazo?
La principal razón por la cual 25 diputados de oposición (la mitad de todos los legisladores locales) votaron en contra, es por la falta de esta información, indispensable para saber si conviene reestructurar la deuda y a quién le conviene.
Regañaron a Anilú
A la que le borraron la sonrisa fue a la Delegada de Sedesol, Anilú Ingram, quien siempre anda tomándose fotos sonriendo en distintos eventos, la mayoría de entrega de apoyos por la Secretaría a la que representa, pero luego que desde el Gobierno Federal vinieron a decirle lo mal que está calificado el estado a nivel nacional, que los programas que en otros lugares son bien calificados y que en Veracruz no parecen tener una buena repercusión en la aprobación del Gobierno Federal, ni a su Presidente, Enrique Peña Nieto, le dijeron que menos fotos y andarse promocionando a nivel personal y mejor que lo haga a la institución a la que representa, se quedó con cara de desconcierto, ha de haber pensado que como va de comparsa a todos los eventos con los demás delegados ya iba en la ruta correcta.
El oficial mayor de Sedesol, quien estuvo de visita la semana pasada, en una reunión en que se evaluaron resultados de la gestión de los programas en la delegación de Veracruz, fue el funcionario que le dio su “baño” a la ex diputada priista, quien ya tenía rato de no aterrizar en el piso y a quien parece que se le complica entender que los programas de Sedesol son para apoyar a la población más vulnerable económicamente y no para lucimiento personal. Abundaremos en este tema próximamente.
A Winckler le gusta más litigar en las redes
No parece dar una el Fiscal General del Estado, Jorge Winckler, ya que los colectivos, ONGs, piden su destitución, no los atienden y ya es una queja constante de que se la pasa todo el tiempo atendiendo sus redes sociales cuando hay muchas cosas más importantes en el estado y no habrá para otros gastos que urgen en esta dependencia, pero para pagar bots que le repliquen en redes sociales comentarios en contra de quienes le critican o para alabarlo sí hay, porque con distintos nombres le ponen el mismo comentario alabándolo como jurista y experto del derecho, cosa que en la práctica no demuestra.
Sin contar que aseguran que no cumple para estar ocupando este puesto, que es de los más delicados, pero que no parece darle la seriedad que merece.