Ordena Suprema Corte cambiar normas del Poder Judicial de Veracruz

Xalapa
La Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) determinó parcialmente procedente y fundada la acción de inconstitucionalidad promovida por la Procuraduría General de la República (PGR) y que demandaba la invalidez del artículo 4, párrafos primero y tercero, para que los magistrados del Poder Judicial del Estado duraran en el cargo 10 años improrrogables.
Este día, los ministros de la Corte aprobaron el sobreseimiento de la acción al respecto del artículo 86 de la Ley Orgánica del Poder Judicial del Estado.
“Se declara la invalidez del artículo 4, párrafo primero en la porción normativa ‘improrrogable’, tercero y 81 fracción I, en la fracción normativa ‘el Consejo de la Judicatura podrá dispensar este requisito siempre y cuando exista causa justificada’ de la Ley Orgánica del Poder Judicial; así como por extensión de los artículos 58, fracción III en la porción normativa ‘con una antigua mínima de cinco años’ y artículo 59, párrafo II, en la porción normativa ‘improrrogables’ de la Constitución Política del Estado”, se dio a conocer este día en sesión.
Conforme a lo señalado en los considerandos sexto y séptimo de la presente resolución, en la inteligencia de que surtirá efectos a partir de la notificación de los puntos resolutivos al Poder Legislativo de Veracruz.
Asimismo, los ministros de la Suprema Corte de Justicia de la Nación determinaron que el Congreso local deberá legislar a efecto de contemplar la posibilidad de ratificación de los magistrados del Poder Judicial de Veracruz.
De la misma manera, se determinó que los diputados locales deberán legislar sobre la antigüedad mínima de 10 años del título de licenciado en Derecho, con que debe contarse como requisito para ocupar dicho cargo.
El artículo 4 de la Ley Orgánica del Poder Judicial definía que los magistrados del Poder Judicial sería nombrado en términos de los previsto por la Constitución Política del Estado y en dicha Ley, “durarán en su cargo 10 años improrrogables”, salvo que durante ese lapso se ausenten de manera definitiva, dejen de cumplir con algunos de los requisitos para ser magistrado o se actualicen los supuestos previstos por dicha ley para el retiro forzoso.