Santuario de las Garzas, el lugar que todos ignoraron

Redacción AZ
El Santuario de Las Garzas, constituido por ocho hectáreas de bosque, ha sido testigo y espacio propicio para asesinar y abandonar los cuerpos de al menos siete mujeres en los últimos años, y a pesar de que hay un presupuesto destinado para prevenir los Feminicidios como parte de la Alerta de Violencia de Género (AVG), en este sitio considerado como de riesgo, ningún mejoramiento se ha hecho por las autoridades.
En este lugar, localizado en la zona Oeste de Xalapa, fue encontrada Ruth Magaly Hernández Marín, la joven de 19 años que había desaparecido desde el miércoles 22 de noviembre.
Ruth Magaly es la séptima mujer violentada, asesinada y encontrada en este lugar; antes de ella, en el año 2015, se conoció del caso de una mujer con una edad aproximada de 55 años, por lo que la FGE inició la Carpeta de Investigación 1037/2015.
Son 16 años los que han transcurrido desde el primer crimen cometido contra una mujer y en la zona lo que ha cambiado es qué fue construido un módulo de la secretaría de Seguridad Pública (SSP) para dar vigilancia al Santuario.
El problema es, señalan los vecinos de la colonia Lomas del Seminario que la vigilancia de la SSP solo aparece cuando matan a una mujer, después dura tres meses y de ahí todo queda igual, solitario y sin seguridad.
En cada hecho violento que se comete, las autoridades prometen una solución, más seguridad, y la rehabilitación del espacio, pero nada de esto ha sucedido. Un centro comunitario que nunca se construyó.
El asesinato de Ruth Magaly Hernández Marín puso al descubierto las graves fallas de la AVG en la ciudad. Aunque la colonia Lomas del Seminario es un foco rojo por su alta incidencia de asesinatos y robos en contra de mujeres, ahí la seguridad no se reforzó.