Dale Dale – Se cayó el Carnaval

Se cayó el Carnaval
El Carnaval del Puerto ya se ha visto que no es una fiesta que atraiga a turismo, que deje dinero en Veracruz ni en sus municipios conurbados. Ya que al hacerse públicos los registros de la ocupación hotelera, esta fue de apenas un 40%, según datos proporcionados por los Hoteleros y por la propia Secretaría de Turismo estatal, que esperaban un mayor repunte con las fiestas. Queda claro que sólo es negocio para los del gobierno y los que se encargan de las fiestas, como es el caso de su presidente, Luis Antonio Pérez Fraga.
Y esas ganancias son notorias, pues a pesar de haber quebrado el negocio que había puesto, un restaurante de mariscos ahí por el rumbo de la avenida Colón, cerca del conocido restaurante El Gaucho. Se ve que con este cargo de operar la fiesta le ha significado salir del hoyo financiero en el que se encontraba hundido. Con los beneficios personales que le ha sacado al Carnaval ha evitado perder la casa de Costa de Oro, en donde vive y que tenía embargada, pero también ha conseguido cambio de carro, de la camioneta vieja que tenía, ahora Pérez Fraga trae una Suburban con chofer y su esposa un carro de lujo, cuando que sólo tenían un carro familiar, así que ni necesitaron poner otro negocio, si ya lo encontraron. Y con la recomendación que tiene, han quedado en que lo mantendrán al menos un año más al frente de las fiestas y con el motivo del aniversario de los 500 años de Veracruz, seguro habrá más “apoyo” de las refresqueras y cerveceras para que le entren a “Belén cantando” con una fuerte suma.
Así que regalen o no las gradas de los desfiles, pongan lo que pongan, la verdad ya no es un atractivo nacional ir a estas fiestas, el Carnaval de Veracruz no ofrece algo mejor o que anime a los visitantes venir a pasar un fin de semana, la inseguridad, la violencia y los viejos carros que cada año repintan no invitan al turismo que gasta, la mayoría de los asistentes son los habitantes de las colonias de Veracruz. Así que ya solo es un festejo local, para beneficio de los que lo organizan y para diversión de los de algunos de por acá.
Muere Colorado
Francisco “Pancho” Colorado, conocido empresario del norte del estado, con sede de sus negocios en la ciudad de Tuxpan, se encontraba preso en el estado de Texas en los Estados Unidos, sentenciado por lavado de dinero y delincuencia organizada. Relacionado con el Cártel de los Zetas, purgaba una condena de más de 20 años.
A Pancho Colorado se le relaciona también con los políticos del Estado, se dice que financió campañas electorales de los últimos dos gobernadores priistas y el declaró que fue extorsionado por el actual gobernador panista Miguel Ángel Yunes Linares.
Se enriqueció con millonarios contratos con la paraestatal Pemex y con los gobiernos estatales y municipales.
Otro que tuvo una estrecha cercanía y muchos negocios con él fue el diputado priista con solicitud de desafuero por peculado y otros delitos, Alberto Silva, quien cuando fue alcalde de Tuxpan del 2011 al 2013 le dio múltiples contratos millonarios a las empresas de Colorado, y para cerrar la relación, el hermano de Silva trabajó como secretario particular del ahora difunto Pancho.
Amenazas van y filtraciones vienen y Fidel sigue tan campante
De las “amenazas” que le han estado mandando al ex gobernador Fidel Herrera Beltrán desde la Fiscalía y del Gobierno estatal, parece que han quedado en hacer ruido y nada de hechos, porque ni siquiera han logrado hacer efectivo un citatorio, por lo que se ve que, hasta ahora, sigue siendo ruido electoral.