Adriana Llabrés, embajadora teatral

CIUDAD DE MÉXICO
La gaviota, El jardín de los cerezos y El zoológico de cristal son algunos de los montajes en los que Adriana Llabrés ha participado en el último año, pero el teatro sigue requiriendo de su presencia y lo hace en Inglaterra.
“Del 3 al 25 de agosto vamos a dar funciones en el Festival de Edimburgo, la obra es In pursuit of Andromeda, sobre un pescador que conoce a una chica después de la Primera Guerra Mundial, pero lo hace en el agua, la lleva a la superficie para salvarla, pero las cosas se vuelven tenebrosas cuando la gente empieza a desaparecer”.
Participar en el Festival de teatro más importante del mundo es para Adriana una señal de que está haciendo las cosas bien, porque a pesar de que no para, que busca proyectos y explora otros ámbitos, el teatro es su principal plataforma para exponer su trabajo.
“Siento como si estuviera representando a México, porque además siento que puedo hacerlo bien, aunque mi personaje no tiene nacionalidad sí voy a ser la mexicana que este año va a estar en el festival y me voy muy orgullosa, me voy a llevar mi bandera”.
La actriz explica que actuar en inglés no le es desconocido, pues inició su carrera en ese idioma, y hasta los 25 años le llegó el teatro en español; le costó trabajo decir ideas importantes en su lengua natural, por eso esta participación es como volver a su origen.
“Después de que me gradué en The American Academy of Dramatic Arts de Nueva York trabajé en teatro dos años allá, ahí vieron mi trabajo, Lisa Milinazzo era una directora que dio clases en mi escuela y me dijo que teníamos que seguir haciendo cosas juntas, era 2012, tiempo después ella y el escritor Jonathan Blakeley buscaban en Londres una actriz para esta obra y se acordó de mí”.
Aunque a veces a muchos artistas les cuesta ser “profetas en su tierra”, Adriana considera que su trabajo sí se ha valorado en México. “no paró de hacer teatro, me llaman de fuera del país para hacer proyectos de cine y teatro, aquí tengo proyectos en espera y que tienen mucho que ver con lo que quiero decir o pienso y eso para mí es todo, aunque quisiera a veces más difusión me doy cuenta que no lo hago por eso”.