Asuntos Públicos – Becas para Ninis y pensiones para adultos mayores

0
59

Eduardo Coronel Chiu

Opacados por la crisis causada por el desabasto de gasolina –justificada con cierre de ductos para combatir el robo o huachicoleo a Pemex–, arrancaron dos de los programas sociales del gobierno de López Obrador, de corte claramente clientelar, con lo que en breve comenzará la derrama multimillonaria de dinero en subsidios para numerosa población del país, donde Veracruz tiene su apartado.
En la semana que pasó, AMLO dio el banderazo para el inicio de inscripciones de jóvenes entre 18 y 29 años al programa Jóvenes Construyendo el Futuro, en su modalidad de becas en trabajo –capacitación que operará la Secretaría del Trabajo y Previsión Social, el cual otorgará a los beneficiarios 3 mil 600 pesos al mes durante un año–. Y lo tienen presupuestado. Aprobaron una partida de 44 mil millones de pesos, tanto para las becas a ninis como para otro grupo de jóvenes que concluyeron el nivel de educación media superior, pero no continuaron nivel universitario, este grupo más reducido que el de los ninis, recibirá una beca mensual por 2 mil 400 pesos mensuales.
El estado de Veracruz tiene su colchón presupuestal en estos programas, según informó AMLO en su visita de “agradecimiento” al día siguiente de que tomó posesión de la presidencia. Están considerados 160 mil ninis del estado, que a razón de 3 mil 600 representa una derrama adicional de 576 millones de pesos mensuales, 6 mil 912 millones anualizado.
Pensión universal
Por otro lado, también se anunció el programa de pensión universal para adultos mayores (sin importar si reciben alguna otra pensión) a partir de 68 años y 65 si pertenecen a algún grupo étnico o son campesinos, a quienes se duplicará el monto que otorgaban, ahora será de 1 mil 274 pesos al mes. Este programa lo opera la Secretaría de Bienestar (antes Sedesol) y tiene un presupuesto autorizado para 2019 de 100 mil millones de pesos, el doble de lo que se ejerció el año anterior.
Para Veracruz hay una provisión de 607 mil pensiones, esto es una derrama extra de 773 millones 318 mil pesos al mes, 9 mil 279.6 millones de pesos anuales. Aparte de los otros que aún no arrancan y de las 600 mil familias que seguirán recibiendo los subsidios de Prospera (antes Oportunidades).
Ya habrá ocasión de evaluar la implementación de los programas sociales del régimen. Por ahora viene la lluvia de dinero del paternalista ogro filantrópìco.
Nunca antes se habría regalado tanto dinero. Esperemos que sirva a los beneficiarios, sobre todo los jóvenes (en el caso de los adultos mayores, sería tema de justicia social), para abrir opciones de progreso, sin subsidio, y no solo para construir clientelas electorales y lealtades políticas de legitimación al grupo gobernante.
legislatura hecha Bolas (8)
Aunque posiblemente no se han percatado, sea por ignorancia o por la consigna obsesiva que tienen para remover a Jorge Winckler como Fiscal General del Estado y así erradicar la estorbosa herencia del gobierno de Miguel Ángel Yunes, el Congreso del Estado no avanzó hacia esa meta con la reforma constitucional recién declarada firme –falta promulgarla– con la que se arrogaron facultades para destituirlo. Están en el mismo punto que la previa reforma que ya les concedía esas facultades, la publicada a fines de noviembre del año pasado, sobre la cual el aferrado Winckler demandó el amparo de la justicia federal, y es sabido, un juez de distrito concedió la suspensión en contra de actos del Congreso para iniciar cualquier procedimiento en tanto se resuelve el fondo de si es aplicable o no la reforma en forma retroactiva. Varios diputados, entre ellos el presidente de la Mesa Directiva del Congreso, José Manuel Pozos, se dicen listos para operar la remoción de Winckler el próximo jueves, e incluso hace unos días se filtró a un diario de la Ciudad de México la identidad de un recién habilitado notario como el sustituto, por recomendación del grupo actual en el poder.
Dejaron pasar su oportunidad de removerlo cuando, en vez de implementar el procedimiento, se perdieron haciendo otra reforma a la Constitución que en nada agregó a las facultades que ya tenía el Congreso, en ese momento, a Winckler, otro juez de distrito le había desechado la primera demanda de amparo. Ahora cuando ya está protegido, quieren echarlo por una vía obstruida. Ya se verá si se avientan el tiro del desacato al mandamiento de suspensión del juez federal e incurrir en delitos con pena no solo de prisión sino de destitución e inhabilitación. Vaya lío en que se metieron los diputados de Morena por incompetentes.
Pero todavía les queda instruir el juicio político, otro carril en el que tampoco se ven muy duchos. Si bien es cierto que políticamente Winckler debería de irse por su compromiso de grupo, es el fiscal carnal de Miguel Ángel Yunes, también es cierto que los que llegaron no saben cómo quitarlo. No dan pie con Bola (8).

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here