Asuntos Públicos – Una Piedra en la CNDH

0
63

Eduardo Coronel Chiu

No sin manotazos y protestas de la oposición, sobre todo del PAN que impugnó los vicios del procedimiento para nombrarla, se consumó ayer en el Senado la voluntad del presidente Andrés Manuel López Obrador de ungir a Rosario Piedra Ibarra, militante de Morena e incondicional suya, como presidenta de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH).
En las últimas semanas, Rosario Piedra (como es sabido, hija de Rosario Ibarra, antigua activista por los desparecidos y luchadora social consentida de AMLO) cobró notoriedad por la abierta preferencia del presidente y la línea recibida por los senadores de Morena para nombrarla, frente a la oposición que objetó sus vínculos partidistas con el grupo en el poder, incompatibles con el perfil de autonomía requerido para el titular del organismo que debe investigar las quejas contra las autoridades y servidores públicos en materia de derechos humanos.
Haiga sido como haiga sido, como lo mandó el jefe
Colocada en la terna, pese a incumplir con los requisitos legales –ocupaba un cargo de dirigencia nacional en el partido Morena y fue candidata a diputada federal por este partido el año pasado–, Rosario no pudo alcanzar en dos ocasiones la votación a favor exigida por la ley, de dos tercios de los senadores presentes; pero a la tercera, realizada el pasado martes, fue la vencida, haiga sido como haiga sido. Esta última votación fue tachada de fraudulenta; las bancadas del PAN y el PRD señalaron la manipulación del cómputo de votos, alegaron que desaparecieron dos de ellos, con los que los 76 obtenidos por Rosario no harían la mayoría calificada; luego de la impugnación formal ayer se acordó repetir la votación; así lo ofreció en conferencia de prensa el líder de los senadores de Morena, Ricardo Montreal; pero vino la contra orden, dice mi papá que siempre no; y se impuso la mayoría de Morena con la dócil cooperación del PRI –Miguel Osorio Chong y Claudia Ruiz Massieu mansitos– y el PVEM, que coordina el ex gobernador de Chiapas, Manuel Velasco, alineados con AMLO.
Las órdenes del jefe se cumplen. Y entre gritos y empujones, en caótica sesión, por órdenes superiores, Rosario Piedra rindió protesta del cargo de presidente de la CNDH para los próximos 5 años, su gestión –que ejerce al año un presupuesto de mil 800 millones de pesos, justicia para los cuates– irá en paralelo con el mandato de su jefe López Obrador. Otro organismo autónomo colonizado por la 4T.
Informe de Gobierno, nada que presumir
Con el nerviosismo de quinceañera debutante, se aproxima el gobernador Cuitláhuac García a la entrega de su Primer Informe de Gobierno, tanto por su evidente pánico escénico y dicción trastabillante como por la precariedad de resultados; a las dificultades que padece el gobernador para articular cadenas argumentales medianamente creíbles se suman los hechos de la realidad; los graves problemas que persisten a 11 meses y medio del nuevo gobierno, la inseguridad, el estancamiento económico, la falta de obras e inversión, el subejercicio presupuestal y las deficiencias en los servicios de salud, que exhiben a su gobierno claramente rebasado, aparte de los señalamientos de incompetencia y corrupción, no solo en el nepotismo, sino también en las adjudicaciones de contratos para adquirir bienes y servicios.
Es claro que Cuitláhuac no acudirá personalmente este viernes al Congreso del Estado a entregar el documento que contiene el informe del estado de la administración pública; pero para el sábado montará un escenario para presentar sus “otros datos” del mundo feliz y las excusas ante sus invitados y acarreados. Sin embargo tendrá que ir al Congreso a contestar preguntas de los diputados, después de que comparezcan sus colaboradores para la glosa del Informe de Gobierno. Por ahora, anda en los ensayos.
Mi Chedraui en seguridad
Flanqueado por los hermanos Chedraui Obeso, Antonio y Alfredo, presumió ayer el gobernador en sus cuentas de redes sociales el apoyo del sector empresarial de Xalapa y su participación en la evaluación de acciones de seguridad en la región. Lo que no dijo es cuánto le cuesta al Gobierno del Estado esa simulación de apoyos, ni que los empresarios dueños de la cadena de supermercados tiendas Chedraui igual posaron e hicieron negocios con los gobiernos del PAN, fueron promotores de las campañas políticas del ex gobernador Miguel Ángel Yunes y su hijo Miguel Ángel Yunes Márquez, y lo mismo hicieron con los del PRI, de Javier Duarte hacia atrás.
Una muestra del costo actual de la reunión y foto con Cuitláhuac es el contrato con Tiendas Chedraui hasta por 220 millones de pesos otorgado por adjudicación directa por la Secretaría de Seguridad Pública para el abastecimiento de alimentos, víveres, desechables y agua purificada para las áreas adscritas a esa dependencia. Mas lo que aún no se sabe. Mucha transformación de cuarta pero ningún cambio en los negocios gubernamentales.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here